Algunos de los asistentes incluso creen que el cantante estaba pasado de copas sobre el escenario.